Bienestar,  Vida Bibaani

Fortalece tu sistema inmunológico con estos 3 alimentos naturales

Un buen sistema inmunológico puede hacer una gran diferencia entre quedarte enfermo en casa o vivir una gran oportunidad fuera. 

Desde niños nos hablan que debemos comer bien para crecer: grandes, fuerte y sanos. Pero en algún punto del camino nos desviamos o nunca aprendemos qué alimentos nos benefician más. 

Tomando en cuenta que quizás tú como yo –pensaba que con sólo el jugo de naranja o las vitaminas C solubles era suficiente– te he preparado este post. 

Betabel 

El betabel –o remolacha como otros le llaman es rica en hierro y fomenta la producción de los anticuerpos que combaten las enfermedades (las famosas células blancas). 

Asimismo estimula a las células rojas y permite  que el oxígeno viaje con mayor facilidad en el organismo.  

Se le atribuye también beneficios para el hígado y los riñones, además de un alto contenido de fibra importante para el corazón y el buen funcionamiento del intestino. 

Alimentos para potenciar Sistema inmunológico.

 Té verde 

No solamente es una infusión deliciosa y original sino también una bomba de nutrientes saludables. Crece principalmente en la India, Japón y China. 

Sus propiedades medicinales vienen desde miles de años atrás. Entre sus múltiples beneficios tiene acciones contra los agentes cancerígenos, además de propiedades antiinflamatorias y ayudar a prevenir el asma. 

A pesar de no contener tanta cafeína, no se recomienda tomarlo antes de dormir ni ser consumido por personas propensas a la ansiedad. 

«Yo amo mi té», foto de pexels.

 También podría interesarte:

Haz tus propios jugos verdes en casa con estos 6 vegetales

4 beneficios del apio que pocos conocen y no comparten

Disfruta de una vida más sana con estos 3 consejos


Arándanos 

Son naturales de Norteamérica, fueron utilizados por los indios norteamericanos desde hace siglos como medicina.  

Pese a que la mayoría prefiere consumirlos en mermeladas es más recomendable comerlos crudos. 

Favorecen la vista, nos protegen de la demencia, afecciones cardíacas y ayudan con las embolias. Los nativos solían usarlos como relajantes durante el parto, además de usar el jugo para tratar resfriados. 

 

Sin duda hay muchas más maneras de potenciar nuestras defensas, y con el inviernos a la vuelta de la esquina es importante comenzar a cuidarnos. Si te ha gustado este post compártelo por favor.  

 

¡Hasta el próximo!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas